Noticias | TV

'El Ministerio del Tiempo': 8 historias de Canarias que deberían estar en la serie

Desde el paso de Colón por el archipiélago hasta las ligas que perdió el Real Madrid: ocho oportunidades para que Julián, Alonso y Amelia se ganen el sueldo
14-10-2016 03:21
44 votos
'El Ministerio del Tiempo': 8 historias de Canarias que deberían estar en la serie

'El Ministerio del Tiempo': 8 historias de Canarias que deberían estar en la serie

Diego R. Moreno

Los seguidores de 'El Ministerio del Tiempo' están de enhorabuena. El Consejo de Administración de RTVE aprobó la renovación para una tercera temporada de esta serie, que cuenta con una potente base de fans, y que además ha recibido numerosos reconocimientos.

La ficción de TVE, protagonizada por Rodolfo Sancho, Aura Garrido y Nacho Fresneda, emitió su segunda temporada la pasada primavera. Desde entonces los fans de la serie llevaban esperando una renovación que no llegaba, sumado a otras polémicas, hasta que el pasado 22 de septiembre el Consejo de Administración de RTVE aprobó la producción de 13 nuevos capítulos que compondrán la tercera temporada en la que la patrulla de Julián, Alonso y Amelia seguirán viajando en el tiempo con la misión de mantener la Historia de España intacta.

Aunque la cronología nacional sea turbulenta y extensa, a pesar de su lejanía, Canarias ha sido protagonista en muchos relatos. Y quizá, ¡quién sabe! La Historia podría haber cambiado su rumbo de no haber sido por acontecimientos o personajes isleños:

El papel de Canarias en el Descubrimiento de América

Canarias jugó un papel importante en uno de los eventos más trascendentes de la historia: el descubrimiento de América. Cristóbal Colón, al mando de una flotilla de tres carabelas (La Pinta, la Niña y la Santa María) partió en agosto de 1492 de Palos de La Frontera, en Huelva. Aunque la Historia haya dado mayor protagonismo al puerto onubense, Canarias fue el último territorio que pisó antes de emprender el largo viaje.

La expedición llegó a las islas el 9 de agosto, donde aprovecharon para acondicionar las naves y aprovisionarse, reclutar alguno de sus marineros conocidos por su destreza y conocimientos de la mar y descansar durante varias semanas a la espera del largo viaje que comenzó el 6 de septiembre, y finalizó el 12 de octubre cuando vislumbraron el primer territorio de la llamada, posteriormente, América.

¿Qué hubiera sido de la expedición de haber alargado más su estancia en Canarias? De no haber pasado por las islas, ¿qué hubiera sido de ciudades como Buenos Aires, Caracas, La Habana o Montevideo, en las que muchos isleños fueron partícipes de su fundación?

La piratería en Canarias y la derrota de Horatio Nelson

La importancia geoestratégica convirtió a Canarias en uno de los principales focos de la piratería mundial durante los siglos XV y XVI. El archipiélago era un punto de paso importante en el regreso de los barcos de las colonias españolas en territorio americano, pues pasaban por las islas cargados de oro y distintos suministros rumbo a la metrópoli y suponían un blanco apetecible para estos marineros que aprovechaban su paso por ellas para iniciar el abordaje y pillaje de estos navíos.

Además, las rivalidades y tensiones que mantenía en esta época el Imperio Español con otras potencias como Francia, Países Bajos o Inglaterra intensificó el ataque de piratas de dichas nacionalidades, que muchas veces actuaban como corsarios. Estos fueron, entre otros, François Le Clerc o 'Pie de Palo', como era conocido, saqueó e incendió Santa Cruz de la Palma en 1553, Pieter van der Does que hizo lo mismo de Las Palmas de Gran Canaria en 1599; o los afamados corsarios ingleses John HawkinsFrancis Drake o Walter Raleigh, que atacaron con mayor o menor éxito distintas poblaciones de Gran Canaria, Fuerteventura, Lanzarote o Tenerife.

De todos estos ataques el más recordado, quizás por la importancia histórica de su protagonista, es el que perpetró el entonces contralmirante Horatio Nelson en Tenerife en el mes de julio de 1797. Este estaba convencido del asalto a Santa Cruz de Tenerife con la intención de conquistar Canarias apenas supondría problemas. Pero la resistencia local acabó con las pretensiones británicas en suelo isleño provocando una de las grandes derrotas, del célebre y aclamado Almirante inglés, en la que perdió la mitad de su brazo derecho.

De haber tenido éxito, ¿hubiera permitido a Gran Bretaña su control sobre Canarias y asegurarse así sus intereses económicos en el Nuevo Mundo y en la costa oeste de África?

Benito Pérez Galdós

Aunque se hizo célebre la frase que alguien dijera de que el escritor canario se "limpió de los zapatos el polvo que quedaba de las islas", tenemos que afirmar que el novelista isleño más famoso no se olvidó ni avergonzó de sus orígenes. Para entender por qué no volvió a su tierra después de viajar a la península a los 19 años, tendremos que comprender la vida a mediados del siglo XIX. ¿Cuánto tardaban aquellos minúsculos barcos en llegar a Cádiz? Y una vez allí, ¿cuánto tiempo más en llegar a la capital del reino?

Además, en esa época, la moda imperante era el Realismo: se escribía desgranando hasta el mínimo detalle del entorno y Madrid tenía mucha inspiración para D. Benito: sus gentes, sus calles, sus funcionarios, su burguesía, los mendigos, el clero...


Exposicion de grabados sobre Benito Pérez Galdós

¿Qué habría pasado si Pérez Galdós hubiera perdido el barco que lo trasladó al mundo que tanto le inspiraría posteriormente?, ¿Qué habría sido de las duras críticas hacia la burguesía, el clero y la política?, ¿Tendríamos constancia con tanto detalle de las guerras carlistas en los Episodios Nacionales? Sin duda, hubiéramos perdido a uno de los escritores más prolíficos de la literatura española.

El inicio de la Guerra Civil

El Archipiélago fue el punto de partida de uno de los episodios más negros de la historia de España: la Guerra Civil. Tras un intento fallido de Golpe de Estado, el entonces Capitán General de las islas Canarias aprovechó la muerte del General Balmes, el gobernador militar de Las Palmas, para viajar a su funeral a Gran Canaria sin levantar sospechas. Pasó la noche en el Hotel Madrid, cercano al Gabinete Literario de Las Palmas de Gran Canaria, y el 18 de julio tomó el Dragón Rapide para reunirse con el Ejército que se encontraba en el norte de África e iniciar así la Guerra Civil.

Esta historia es bastante conocida, aunque dos acontecimientos ocurridos en las Islas, que han sido poco divulgados en los libros de texto, estuvieron cerca de cambiar el curso de los preparativos del Levantamiento Militar. El primero fue llevado a cabo por unos anarquistas que intentaron, sin éxito, acabar con la vida de Franco en la Comandancia Militar de Canarias, ubicada en Santa Cruz de Tenerife. El otro se produjo en los actuales Túneles de la Laja el mismo día del inicio de la Guerra Civil, cuando las fuerzas leales a la República se apostaron en esa zona, que por entonces se presentaba como un sitio ideal para una emboscada, pero Franco bajo sospecha, decidió desplazarse a Gando por vía marítima evitando la carretera.


2016: 80 años del paso de Franco por el Hotel Madrid

De no haber sido así, ¿hubiera cambiado su muerte el devenir de la Guerra Civil?, ¿Cómo hubiera sido la historia posterior de España?

Los Beatles en Tenerife

Allá por el año 1963, unos turistas ingleses cualesquiera llamados Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr aterrizaron en Tenerife atraídos, como todos sus compatriotas, por el sol. Era entonces los inicios del turismo en Canarias, tras la apertura al resto del mundo de la dictadura franquista. Los entonces desconocidos Beatles, con la ausencia de John Lennon, visitaron distintos emplazamientos de la isla como las piscinas de San Telmo, conocido hoy en día como el Lago Martiánez, vieron una corrida de toros en la antigua plaza de Santa Cruz o realizaron la subida de rigor al Teide.


Unos 'desconocidos' Beatles en Tenerife

Pero la principal curiosidad que dejaron fue que debido a su apariencia propia de los años 60 y que aún no estaba presente en la isla, el gerente del local Río de San Telmo –hoy reconvertido en un casino de juego- les rechazó tras ofrecerse ellos a tocar. ¿En el caso de haber tocado, hubiera cambiado mucho la historia de los que iban a ser el grupo de música más aclamado de todos los tiempos?

Cuando Maradona estuvo cerca de fichar por la UD

El mundo del fútbol está repleto de historias de lo que pudo ser y no fue. Muchos han sido los condicionantes que han rodeado a futbolistas y equipos que han propiciado la evolución del deporte-rey a lo largo de los años. Pero sin duda este relato lo protagoniza quien ha sido reconocido por muchos como el mejor futbolista de la historia: Diego Armando Maradona.

En vísperas del Mundial de 1978 de la Argentina de Videla, que encumbraría a Kempes, comenzaba a brillar con luz propia un 'Pibe' que maravillaba en cada terreno de juego que pisaba con la elástica de Argentinos Juniors. Maradona apenas contaba con 17 años de edad y sólo uno como profesional de Primera División argentina. La leyenda sitúa a la UD Las Palmas como el primer club de Europa que negoció el fichaje del 'Pelusa' que ya empezaba a agrandar su nombre. Fue entonces cuando llegó a oídos de Gregorio González Fulgencio, emisario del equipo amarillo en Argentina entre 1977 y 1978.

Comenzaron las negociaciones entre Argentinos Juniors y la UD Las Palmas, incluso se llegó a cifrar el coste de un hipotético traspaso: unos 18 millones de pesetas. Las dudas sobre la edad del joven astro que ocupaba una plaza de extracomunitario frustraron la llegada de un futbolista que, pocos años después, se consagró como uno de los mejores jugadores de la historia, al cuadro insular que por aquel entonces lideraban los Brindisi, Carnevalli y Morete, entre otros, y que vivía su una época dorada.

De Argentinos Juniors fichó en 1981 por el Boca Juniors, donde coincidió con Brindisi y Morete, y al año siguiente se marcha al FC Barcelona. Con los azulgranas en 1984 eliminaría a la UD Las Palmas en las semifinales de la Copa del Rey en una ronda que se decidió en los penalties.

El accidente de Los Rodeos

El 27 de marzo de 1977, la isla de Tenerife fue testigo de la que, todavía hoy, sigue siendo la mayor catástrofe aérea de la historia de la aviación. Dos Boeing 747 colisionaron en el aeropuerto de Los Rodeos provocando la escalofriante cifra de 583 muertos.


Accidente en el aeropuerto de Los Rodeos en 1977

Ambos aviones, un 747 de la compañía estadounidense Panam y otro de la aerolínea holandesa KLM tenían como destino el aeropuerto de Gando en Gran Canaria, pero la explosión de una bomba en una floristería del aeropuerto provocó el desvío de esos y de otros tantos vuelos a Los Rodeos.

La saturación de aviones en un aeropuerto de las dimensiones del de La Laguna, sumado a las malas condiciones climatológicas provocaron el fatal desenlace que colocó al Archipiélago canario en el foco mediático internacional, y que hoy en día es recordado.

Las ligas que perdió el Real Madrid

A pesar del reciente tropiezo que tuvo el vigente campeón de Europa en las islas, el club merengue tiene a Canarias como un destino que no prefiere pisar. Uno de los episodios más negros del club lo sufrió en el Heliodoro Rodríguez López, en dos años consecutivos.

En la última jornada de la temporada 91/92, el conjunto blanco de Leo Beenhakker llegaba líder a la isla. Una victoria ante el Tenerife de Jorge Valdano o que el Barcelona no ganase al Athlétic era lo que necesitaba para proclamarse campeón. Todo indicaba que iba a producirse así. Los merengues se marcharon al descanso con un 0-2 en el marcador, gracias a los goles de Hierro y Hagi. Pero en la segunda parte, un tanto de Quique Estebaranz, uno de Ricardo Rocha, en propia meta igualaron el encuentro. Definitivamente, Pier que aprovechó un error de Chendo dio la victoria a los blanquiazules, que sumado a la victoria blaugrana ante los rojiblancos daban por perdida la liga en la entidad de Concha Espina.

Sólo un año después, en la temporada 92/93, la vida parecía dar una revancha al Real Madrid. De nuevo merengues y cules llegaban prácticamente empatados a la última jornada, y otra vez el Madrid dependía de un triunfo en Tenerife para cantar el alirón. Parece mentira, pero la pesadilla volvió a reproducirse. En esta ocasión el cuadro blanquiazul se impuso 2-0, que supuso, además de la pérdida liguera para el Real Madrid, la clasificación por primera vez en la historia del cuadro insular a la Copa de la UEFA.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook